“HOY NOS JUNTAMOS A REPUDIAR EL ATENTADO QUE SUFRIMOS”, SOSTUVIERON LAS ORGANIZADORAS DEL 8M

   Las organizaciones que convocaron a la marcha y al paro de mujeres del 8 de marzo, en el día internacional de la mujer trabajadora,  dieron una conferencia de prensa para denunciar que un automovilista embistió a una manifestante, más precisamente a María Elena Ale integrante de la asamblea feminista, en ese sentido de modo categórico afirmaron “Hoy nos juntamos a repudiar el atentado que sufrimos”, sostuvieron las organizadoras. De la conferencia participaron las integrantes del departamento de género de la Asociación Trabajadores del Estado de Entre Ríos y de la Secretaría de Género e Igualdad de Oportunidades de la CTA Autónoma, Noni Alonso y Nely Fabre.

  María Elena Ale lleva una bota ortopédica en el pie izquierdo. Durante 10 días no podrá ir a trabajar debido a un traumatismo por aplastamiento. “Tenía inflamado, me pusieron un yeso provisorio en la guardia del San Martín, y ahora esto”, contó sentada en el patio de la Facultad de Trabajo Social de la Universidad Nacional de Entre Ríos (UNER).

  La afectada estaba junto a sus compañeras que organizaron el paro y movilización de mujeres en Paraná (#8M) quienes convocaron a una conferencia de prensa este viernes a la tarde para denunciar el hecho en que fue herida.

  Durante la multitudinaria manifestación del miércoles, cuando la marcha doblaba por Córdoba en la esquina de la Casa de Gobierno, el conductor de un Peugeot 206 decidió que tenía prioridad por sobre el reclamo colectivo y embistió al cordón de la organización, del que María Elena formaba parte.

  “Hoy nos juntamos a repudiar el atentado que sufrimos, que fue hecho por el conductor de un vehículo que está localizado. Teníamos el número de patente y ya aportamos los datos a la fiscalía”, explicó Ale.

  La denuncia presentada por Ale el jueves, también hace referencia al incumplimiento de la Municipalidad de Paraná Municipio en tomar medidas relacionadas al tránsito. “El dolor era tal que mis compañeras tuvieron que ayudarme a acercarme al cordón de la vereda para esperar una ambulancia, los policías de la departamental se acercaron para que el Sr. continuara su marcha pero no lo detuvieron y a mí ni siquiera me preguntaron mis datos”, se consignó en el documento.

Deja un comentario